LOGOPEDIA ONLINE PARA TRATAR LA AFASIA

= =

La importancia del logopeda en personas con afasia

La logopedia todavía es, en la actualidad, una disciplina muy desconocida, que engloba la investigación, diagnóstico, evaluación, tratamiento y prevención de los trastornos de la comunicación, entendida ésta como un proceso complejo en el que el habla representa sólo una pequeña parte. Con nuestros gestos, expresión facial, proximidad, etc. comunicamos incluso más que con lo que “sale por nuestra boca”. Pero, no cabe ninguna duda de que poder expresar nuestras necesidades, ideas y pensamientos de forma verbal es imprescindible en nuestro día a día. ¿Qué sería de nuestra vida sin poder decirle a un hijo que le queremos? ¿O sin poder dar las gracias cuando nos sirven un vaso de agua?

TELERREHABITACIÓN EN TIEMPOS DE COVID19

El logopeda es el profesional que se encarga de trabajar aspectos relacionados con la comunicación, y de forma habitual el tratamiento se realiza de manera presencial. Sin embargo, desde que el COVID19 ha transformado nuestras vidas, muchas personas con enfermedades crónicas o degenerativas, y aquellas que presentan factores de riesgo (y por tanto son más vulnerables a sufrir la infección de forma grave e incluso vital) han decidido restringir al máximo sus contactos directos con el exterior. Esto puede significar también postponer los tratamientos de rehabilitación si la persona, por ejemplo, ha sufrido un ictus y como consecuencia de él presenta una afasia (alteración causada por una lesión en el área cerebral que se encarga del lenguaje). En estos casos, la telerrehabilitación y más concretamente la rehabilitación logopédica online pueden ser una alternativa no sólo viable, sino de gran utilidad para seguir recuperando la comunicación de forma eficaz.

Ventajas de las sesiones de logopedia online

  • Permite que el paciente pueda ver la cara del logopeda sin la mascarilla, lo que facilitará muchísimo la capacidad de reaprendizaje, puesto que muchas veces gran parte de nuestro potencial para recuperar se basa en la capacidad de imitación (las famosas “neuronas espejo”). Si el paciente puede ver cómo pronuncia y articula el logopeda que está al otro lado del ordenador, será mucho más fácil para él que pueda volver a evocar y pronunciar la/s palabra/s.
  • Favorece la generalización, puesto que el paciente se encontrará en su domicilio. Esto significa que se puede implicar de forma directa a la familia, y trabajar en el entorno con el que convive (facilita el uso de vocabulario cercano). Así, el aprendizaje se realizará directamente en situaciones que ocurren en el día a día de forma espontánea, permitiendo una transferencia directa en espacio y tiempo.
  • Permite utilizar recursos muy diversos, puesto que además de los propios del entorno del paciente y de los materiales impresos que se pueden enviar al paciente, el uso del ordenador o tablet va a hacer posible incluir materiales virtuales que ayudarán a favorecer la motivación del paciente.
  • Mantiene en todo momento la seguridad, ya que el riesgo de exposición es prácticamente nulo. Además, la terapia puede realizarse cómodamente, evitando los tiempos de desplazamiento (y el consiguiente esfuerzo en tiempo y medios por parte del entorno familiar).

El proceso, en la práctica

Las sesiones de logopedia a través de internet deben estar dirigidas en todo momento por un profesional con experiencia y formación en neurología, que sabrá cómo orientar el proceso para que la persona con ayuda de su familiar o de forma autónoma (si puede hacerlo sola), se comunique a través del ordenador. Durante las sesiones online se deben de trabajar diferentes aspectos que son fundamentales para la recuperación del lenguaje, tales como la comprensión, prosodia (ritmo y velocidad del discurso), la denominación de objetos o ideas… Asimismo, la terapia online no tiene porqué estar destinada únicamente a personas que tienen afasia, sino que puede utilizarse también en otras alteraciones, tales como la disartria, dislalias, etc.; tanto en niños como en adultos .

En conclusión, podemos utilizar la terapia online como una herramienta complementaria a la terapia de forma presencial (de forma ambulatoria en clínica o en el domicilio), o también de forma exclusiva en casos previamente valorados de forma exhaustiva por el profesional. Para ello, siempre debemos realizar una entrevista inicial (a través de videollamada) con el paciente o el familiar, fundamental para conocer de forma pormenorizada las capacidades y dificultades de la persona y el entorno, y así poder valorar la idoneidad de este tipo de abordaje terapéutico, así como establecer objetivos y plazos para alcanzar las metas del paciente.